¿Qué es el Estatuto de Dallas?

Aaron Lambert

En el 2002, la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos (USCCB por sus siglas en inglés) instituyó el Estatuto para la protección de niños y jóvenes, más comúnmente conocido como el Estatuto de Dallas (Dallas Charter). En él, los obispos de los Estados Unidos hicieron cuatro promesas en sus esfuerzos por proteger a los niños:

  1. 1. Prometemos solemnemente, unos a otros y a ustedes, el pueblo de Dios, trabajar al máximo para proteger a los niños y a los jóvenes.
  2. 2. Prometemos dedicar a este fin los recursos y el personal necesarios para lograrlo.
  3. 3. Prometemos hacer todo lo posible para ordenar al diaconado y al sacerdocio y colocar en cargos de confianza solo a aquellos que compartan nuestro compromiso de proteger a niños y jóvenes.
  4. 4. Prometemos trabajar por la curación y la reconciliación de aquellos que fueron abusados sexualmente por clérigos.

Desde entonces, todas las diócesis de EE. UU. han tenido que implementar las prácticas descritas en el Estatuto para garantizar que todas las parroquias y escuelas católicas se encuentren entre los lugares más seguros posibles para un menor. Además, el Estatuto se revisa cada siete años para garantizar que sus prácticas sean de los más altos estándares.

Promover la curación y la reconciliación

  • Alcance pastoral continuo a los sobrevivientes y sus familias.
  • Un coordinador de asistencia a las víctimas para ayudar con el cuidado pastoral inmediato de los sobrevivientes.
  • Una junta de revisión compuesta principalmente por laicos que no están empleados por la diócesis
  • No hay acuerdos secretos (a menos se soliciten)

Garantizar una respuesta efectiva

  • Denuncia obligatoria de cualquier acusación a las autoridades de inmediato.
  • Cooperación con todas las autoridades civiles y locales.
  • “Tolerancia cero”: los sacerdotes con acusaciones fundamentadas deben ser removidos permanentemente del ministerio (facultades eliminadas) y, si se justifica, despedidos del estado clerical (laicizados)
  • Transparencia en la comunicación con el público sobre el abuso sexual de menores por parte del clero.

Garantizar la rendición de cuentas

  • Auditorías diocesanas anuales de cumplimiento
  • Comité Nacional y Junta de Revisión para asesorar a la USCCB
  • Recursos nacionales disponibles para cada diócesis
  • Publicar un informe público anual sobre el progreso realizado en la implementación de esta carta

Proteger a los fieles

  • Capacitación sobre “ambiente seguro” para todos los sacerdotes, diáconos, personal y voluntarios que trabajan con niños
  • Educación sobre “ambiente seguro” para estudiantes de educación escolar y religiosa
  • Verificación obligatoria de antecedentes de todos los sacerdotes, diáconos, personal y voluntarios que trabajan con niños
  • Exámenes rigurosos y evaluaciones psicológicas para aquellos que buscan ser ordenados como clérigos

Para leer el Estatuto para la Protección de Niños y Jóvenes completo,  HAZ CLIC AQUÍ.

 

Próximamente: Obispos de Colorado piden votar “Sí” para prohibir el aborto tardío en noviembre

¡Regístrese en una suscripción digital a Denver Catholic En Español!

Los obispos de Colorado publicaron la siguiente carta sobre la iniciativa que podría prohibir el aborto tardío y que aparecerá en la boleta electoral de noviembre.

1 de julio del 2020

El 8 de junio, con apoyo bipartidista, los habitantes de Colorado consiguieron suficientes firmas para asegurar que la prohibición del aborto tardío (actualmente denominada “Iniciativa 120”) apareciera en la boleta electoral de noviembre.

Nosotros, los obispos de Colorado, imploramos a los habitantes de Colorado -especialmente a los fieles católicos- a votar para la prohibición del aborto tardío en la boleta electoral de noviembre. Hemos encomendado esta prohibición al patronazgo de santa Francisca Xavier Cabrini, “la Madre Cabrini”, dado su papel en la ayuda a niños e inmigrantes en Colorado.

Le pedimos a la Madre Cabrini que interceda por todas las familias y niños directamente afectados por el aborto, y por el éxito de este esfuerzo para prohibir el aborto tardío.

Colorado es uno de siete estados en Estados Unidos que no tiene restricciones para tener un aborto con respecto a la edad de gestación. Esto significa que en Colorado niños no nacidos pueden ser asesinados en cualquier momento antes del parto. La mayor parte de estados del país han puesto restricciones el aborto a partir de las 20 semanas de gestación o de la viabilidad del bebé fuera del vientre. Colorado está muy por detrás de otros estados en la protección de la vida de los no nacidos.

Terminar la protección legal del aborto es el objetivo político más importante de los católicos de Colorado porque estos niños son privados del derecho a vivir. Aunque la prohibición del aborto tardío no eliminaría el aborto por completo, sí protegería a los niños que tienen más de 22 semanas de gestación. Este es un cambio positivo del estado actual y promueve una “cultura de vida” que valora a los niños no nacidos. Es un paso en la dirección correcta.

La Iglesia enseña, y la razón humana basada en hallazgos científicos afirma, que la vida humana comienza en la concepción. La Iglesia se opone al aborto bajo el principio moral de que cada persona tiene una dignidad inherente, y por eso ha de ser tratada con el respeto debido a una persona humana. Este es el fundamento de la doctrina social de la Iglesia. Nunca ha habido y nunca habrá una necesidad legítima de abortar a un bebé de 22 semanas en el vientre.

Es nuestro deber como fieles católicos y habitantes de Colorado aprovechar esta oportunidad única para abordar la ley injusta de Colorado y reducir los abortos limitándolo a las 22 semanas. Esto requiere de su participación, votando “SÍ” para prohibir el aborto tardío en la boleta electoral de noviembre.

Madre Cabrini, ruega por nosotros.

Su Exc. Revma. Samuel J. Aquila

Arzobispo de Denver

Su Exc. Revma. Jorge Rodríguez

Obispo Auxiliar de Denver

Su Exc. Revma. Stephen J. Berg

Obispo de Pueblo

Su Exc. Revma. Michael J. Sheridan

Obispo de Colorado Springs