¿Qué es la “Estrella de Navidad” del 21 de diciembre y cómo puedes detectarla?

Vladimir Mauricio-Perez

En medio de la Navidad única que viviremos este 2020, el evento astronómico que sucederá este 21 de diciembre se presenta como un regalo de esperanza. Nos referimos a lo que muchos están llamando la “Estrella de Belén” o la “Estrella de Navidad”, que en realidad es un acercamiento visible de Júpiter y Saturno en el cielo, algo que, además de ser inusual, promete ser maravilloso.

Pero, ¿es este evento realmente algo como la “Estrella de Belén”?

Independientemente de la respuesta, este evento es ciertamente algo que no debemos de perdernos.

El punto de vista científico

Primero, debemos explorar lo que realmente está sucediendo científicamente.

Ed Ladner, presidente de la Sociedad Astronómica de Denver, explicó la singularidad de este fenómeno, que se denomina como una “gran conjunción”.

“No todos los planetas que orbitan nuestro sol tienen el mismo plano. Como resultado, Júpiter está aproximadamente 1.3 grados por encima o por debajo de la órbita de nuestra tierra. Además, Saturno está unos 2.5 grados por encima o por debajo de la tierra”, dijo.

“Combinemos esto con el hecho de que la órbita de Júpiter es más rápida que la de Saturno y tenemos una armonía que hace que ambos planetas se vean en la misma dirección general aproximadamente cada 20 años”.

Este año, sin embargo, ambos planetas visualmente se acercarán mucho más de lo habitual, aunque no se superpondrán.

“En este caso, Júpiter y Saturno aparecerán separados por una décima de grado”, dijo. “Aunque Júpiter y Saturno seguirán separados a la vista, estarán bastante cerca”.

Esto es diferente a una “conjunción mutua”, explicó: cuando dos objetos de verdad se superponen visualmente. Ladner estima que una “conjunción mutua” de Júpiter y Saturno ocurrió alrededor de 8,000 años atrás.

La última vez que una “gran conjunción” fue visible desde la tierra fue en marzo de 1226. Aunque también sucedió en julio de 1623, esta conjunción estaba demasiado cerca del sol para ser vista por el ojo humano, según Ladner.

¿Estrella de Navidad?

Pero la pregunta sigue siendo: ¿Es correcto llamarla “Estrella de Belén”?

This image has an empty alt attribute; its file name is ashwini-chaudhary-UKrPvy6yKfI-unsplash.jpg

El 21 de diciembre, Saturno y Júpiter aparecerán en el cielo extremadamente cerca uno del otro, en un fenómeno astronómico conocido como la “gran conjunción”. Algunos lo llaman la “Estrella de Navidad” de este año debido a que ocurre muy cerca del día de Navidad. (Foto de Ashwini Chaudhary | Unsplash)

Ladner explicó que técnicamente hablando, la “estrella de Belén” no era una conjunción de Júpiter y Saturno, ya que alrededor del año 1 d.C., estos planetas estaban separados por más de 90 grados.

Además, dado que lo más probable es que los planetas no se vean como una sola estrella (a menos que uno tenga una vista realmente mala o las condiciones atmosféricas en su área distorsionen la vista), podría ser engañoso referirse a este fenómeno como tal.

Una persona con buena vista “puede distinguir estrellas con una separación de 1/60 a 1/15 de grados”, y Júpiter y Saturno estarán más separados que eso el 21 de diciembre.

Dicho esto, esta “gran conjunción” se ha denominado como la “Estrella de Navidad” o la “Estrella de Belén” debido a su proximidad al día de Navidad y nada más.

De cualquier manera, en lo que coinciden los expertos es que será un fenómeno maravilloso.

Cómo detectarla

Ladner dijo que la “gran conjunción” del 21 de diciembre será visible “al atardecer abajo en el horizonte “.

“Empiece a buscar justo después del atardecer hacia el suroeste. Júpiter y Saturno estarán a unos 20 grados sobre el horizonte el día 21 y estarán detrás de nuestras montañas dentro de 60 a 90 minutos, dependiendo de su ubicación”, explicó. “Para ver bien, busque una ubicación con una buena vista hacia el suroeste”.

También añadió que las estrellas son lo suficientemente brillantes como para ser visibles desde el área metropolitana de Denver “si la persona se aleja de las luces locales”.

“Recomiendo mirar a Júpiter y Saturno durante las noches previas a la conjunción”, concluyó. “Observen cómo se acercan lentamente el uno al otro durante las noches. La mejor herramienta para verlos será un par de binoculares o un telescopio pequeño con un ocular de baja potencia”.

La “gran conjunción” de Júpiter y Saturno no es necesariamente un fenómeno equivalente a la estrella de Belén. No obstante, nos brinda la oportunidad de maravillarnos de la creación de Dios y la belleza y el orden con que Él creó todas las cosas.

Mirar las estrellas “muchas veces y por mucho espacio (de tiempo)” fue el mayor consuelo de San Ignacio de Loyola durante sus primeros días de conversión, mientras esperaba pacientemente la recuperación de su pierna lesionada. Sentía un gran impulso de servir a Dios cada vez que las miraba.

Así que, al mirar hacia el cielo este 21 de diciembre, y de ahora en adelante, dejémonos inspirar por la belleza de Dios plasmada en la creación, como San Ignacio lo hacía.

Próximamente: Participa en la Marcha por la Vida desde tu hogar y defendamos la dignidad de la vida

¡Regístrese en una suscripción digital a Denver Catholic En Español!

Este año, al igual que la mayoría de eventos y festejos, la Marcha Anual por la Vida será un poco diferente, lo que seguirá igual, es el entusiasmo de la comunidad pro-vida que una vez más está lista para demostrar y defender la belleza de la vida humana desde la concepción hasta la muerte natural.

Debido a las restricciones por el COVID-19 y para mantener a todos seguros, la Marcha por la Vida no se llevará a cabo en Denver este año. No obstante, los defensores de la vida aún podrán ser partícipes de esta celebración de manera segura y desde sus hogares o parroquias locales.

“Necesitamos agradecer a Dios por el regalo de la vida y compadecernos por la pérdida de los millones de niños inocentes”, dijo Lynn Grandon, directora de programas de la Oficina Respect Life de Caridades Católicas de Denver. “Participa en nuestra campaña en las redes sociales con mensajes ingeniosos y conmovedores, y ora antes de publicarlos para que Dios pueda usarlos para tocar corazones y cambiar vidas”.

Campaña en redes sociales

La oficina de Respect Life, ha lanzado una campaña en redes sociales durante todo el mes de enero para que las personas muestren su apoyo de maneras creativas. Para participar, las personas solo tienen que crear imágenes, canciones o pancartas y colocarlas en aceras públicas de intersecciones de su ciudad, apoyando el movimiento provida. También pueden participar creando publicaciones, mensajes, videos, memes, o mensajes inspiradores provida y compartirlas en redes sociales usando la etiqueta #CelebralaVida2021.

Formas locales de participar

En Colorado y en todo el país, las parroquias locales celebrarán la vida a su manera con misas especiales, Horas Santas de Adoración y Procesiones Eucarísticas siguiendo las pautas COVID-19 del Departamento de Salud para mantener a todos seguros.

Para parroquias de Colorado que participarán en la celebración de por vida visita, respectlifedenver.org.

Para encontrar la parroquia más cercana a través de un mapa interactivo, HAZ CLIC AQUÍ.

Además, el arzobispo Samuel J. Aquila celebrará una misa especial de “Respeto a la vida” que será  transmitida en vivo el 23 de enero a las 10 a.m. Para sintonizar esta celebración visita: archden.org/livestream/

“Es sumamente importante que nuestra familia/comunidad continúe defendiendo la vida ya que a diario vemos la falta de amor, respeto y valor a la vida humana y la falta a la dignidad de la vida. Porque nuestra sociedad carece en valorar la vida humana. Vemos que nuestra sociedad tiende a defender más la vida de un animal que la de un ser humano, y viendo que en nuestro estado el aborto sigue siendo legal durante los 9 meses del embarazo, sería fatal que esto avanzara a ser como en NY que es legal el aborto en las primeras 24 horas del nacimiento”, dijo María Elisa Olivas, Coordinadora Comunitaria de Caridades Católicas de Denver.

Día Nacional de Oración, el 22 de enero

Otra forma de participar en la celebración por la vida es uniéndose al “Día de oración por la protección legal de los niños no nacidos”, el 22 de enero. En este día en el año 1973, la Corte Suprema de los Estados Unidos legalizó el aborto en todo el país. Como católicos y defensores de la vida, estamos llamados a observar este día a través de la oración y el ayuno. Para más información haz clic AQUÍ. 

Marcha Nacional por la Vida

Por otro lado, tal como ha sucedido desde 1974, la Marcha Nacional por la Vida se llevará a cabo el 29 de enero en Washington DC.  El evento contará con el orador principal e invitado de honor Tim Tebow, ex jugador de la NFL, autor de bestsellers del New York Times y ganador del Trofeo Heisman. Entre otros invitados especiales, Carl Anderson, Caballero Supremo de los Caballero de Colón, será honrado con el Premio Legado Pro-Vida 2021, un premio que reconoce su trabajo excepcional en defensa de la dignidad del ser humano no nacido. Para ver los eventos virtualmente el 29 de enero y más información visita: marchforlife.org.

Horas Santas transmitidas en vivo por EWTN

Además, como resultado de las restricciones de asistencia locales vigentes, la Vigilia Nacional de Oración por la Vida de este año en Washington, D.C., no estará abierta al público. En respuesta, por primera vez, los obispos de todo el país se turnarán para dirigir las horas santas transmitidas en vivo durante toda la noche, con una celebración de la misa de apertura que será televisada a través de EWTN. Para ver el calendario completo de programación, haz clic AQUÍ.

“Unirnos a estos eventos nos recuerda que no estamos solos en el desafío de defender nuestra fe en público”, concluyó Grandon. “Además, nuestro Señor y la gran nube de testigos que nos han precedido se unen a nosotros en la Santa Misa para hablar a nuestros corazones y darnos gracia y el valor para hacer lo correcto mientras nos esforzamos por promover el Evangelio de la vida”.