84.7 F
Denver
miércoles, junio 29, 2022
InicioLocalesRespondiendo al llamado de Cristo a través del servicio al inmigrante

Respondiendo al llamado de Cristo a través del servicio al inmigrante

Por Alfonso Lara*
Santa Teresa de Calcuta vivió al máximo su vida y se entregó hasta el extremo, dándonos un claro ejemplo de lo que significa vivir respondiendo al amor de Dios y de cómo esto puede producir un gran impacto en el mundo entero. Durante mi juventud, su mensaje de responder con amor, paz y caridad a las necesidades del pobre y del más necesitado me inspiraban y me llenaban de esperanza de un mundo mejor.
Dios llamó a esta mujer de manera concreta en un momento determinado, y ella respondió al llamado de Dios de una forma única y concreta. De la misma manera, vemos la respuesta de Abraham, Moisés y Samuel en el Antiguo Testamento, cuando Dios llama a cada uno y los invita a participar en una misión única. En el Nuevo Testamento, vemos la respuesta de los apóstoles al llamado de Jesús y después la res- puesta de san Pablo. Y a través de la historia hemos visto la respuesta de grandes figuras a este llamado bautismal, como Francisco de Asís, Ignacio de Loyola, Teresa de Ávila, Juan Bosco, José Sánchez del Río y muchos otros santos conocidos y desconocidos. Aunque pareciera que su respuesta es algo anticuado, Teresa de Calcuta nos hace ver que este no es el caso.

«Buscamos mostrar el amor de Dios a quien llega a nuestras puertas sin importar de dónde ni cómo venga». (Fotos provistas)

Hoy mismo, Dios también nos llama a cada uno y nos invita a participar en su misión de una forma particular. En Centro San Juan Diego, anhelamos responder a este llamado. Por eso, nuestra respuesta y misión forman parte de la misma respuesta y misión de la Iglesia: recibir y servir a quien más lo necesita, particularmente a quien no tiene derechos en este país, a quien necesita ser acogido con sencillez y amor. Buscamos mostrar el amor de Dios a quien llega a nuestras puertas sin importar de dónde ni cómo venga. Ofrecemos servicios de educación para desarrollar conocimientos y habilidades que ayuden a la integración en la sociedad y en la Iglesia, promoviendo el bien común para que nuestros estudiantes alcancen la autosuficiencia necesaria para lograr sus metas de una vida mejor para ellos y sus familias.
A través de nuestros cursos de inglés, computación, preparación al GED, o los servicios de asistencia legal o campañas de vacunación contra el COVID-19, respondemos de manera concreta y particular al llamado de Cristo: “Fui forastero y ustedes me recibieron en su casa” (Mt 25,35). Es la Iglesia misma quien recibe a sus hijos y cuida de ellos, los educa y forma para el futuro con una visión única ante la vida y el mundo, realizando así la misión de llevar y vivir el Evangelio a todo lugar e impactar cualquier estructura de la sociedad.
En este momento histórico, la semilla del Evangelio está presente, se actualiza y se hace vibrante para iluminar y dar respuesta concreta al amor y salvación que Dios nos ofrece. Siguiendo el ejemplo de la madre Teresa y muchos otros hombres y mujeres a lo largo de la historia, pongamos nuestro amor en acción, sirviendo a los demás sin distinciones y con una sonrisa en los labios. De esta manera, realizamos la misión de la Iglesia y ponemos en práctica el amor de Dios.
Ven, visita Centro San Juan Diego y pon tu amor en acción a través del servicio a los demás.
 
* Alfonso Lara es el director de Centro San Juan Diego

Artículos relacionados

Artículos populares